Petición Planeta Sano, Gente Sana

Petición Planeta Sano, Gente Sana

Estado de nuestra casa común

Nuestra casa común y nuestra familia común están sufriendo. La biodiversidad está sufriendo a un ritmo más rápido que en cualquier otro momento de la historia, y los sucesivos informes importantes han puesto de relieve la enorme escala de la pérdida de la naturaleza. La emergencia climática está provocando la subida de los mares, un planeta más cálido y un clima más extremo, todo lo cual está devastando la creación de Dios.

Al mismo tiempo, los biólogos estiman que estamos llevando a las especies a la extinción a un ritmo entre 100 y 1.000 veces superior al habitual. «No tenemos derecho.» (Laudato Si’ 33).

Nuestra oportunidad

El año pasado, más de 120.000 católicos y 420 organizaciones, que representan a cientos de miles de católicos, se unieron y firmaron la petición «Planeta sano, gente sana». Esas firmas se presentaron en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático en Glasgow, pidiendo que se actúe urgentemente por la creación de Dios.

Este año, en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre la Biodiversidad (COP15), vamos a hacer lo mismo y a alzar todas las voces de la creación de Dios, especialmente las de los más vulnerables. Firma hoy la Petición Planeta Sano, Gente Sana para presionar a los líderes mundiales y para animar y apoyar todos los esfuerzos católicos en las reuniones de la ONU sobre el clima y la biodiversidad.

Este trabajo no es fácil. Pero con el apoyo del movimiento mundial para el cuidado de la creación de Dios, ¡podemos hacerlo! “El desafío urgente de proteger nuestra casa común incluye la preocupación de unir a toda la familia humana en la búsqueda de un desarrollo sostenible e integral, pues sabemos que las cosas pueden cambiar” (LS 13).

Nuestra petición

  • Abordar juntos la emergencia climática y la crisis de biodiversidad
  • Prometer que no habrá más colapso de biodiversidad o que al menos el 50% de las tierras y zonas marinas del planeta estén protegidas para la naturaleza en 2030.
  • Garantizar una acción global equitativa, incluyendo el apoyo a los más afectados.
  • Proteger y respetar los derechos humanos, incluidos los derechos de los pueblos indígenas y las comunidades locales en la acción sobre el clima y la biodiversidad.

¿Por qué?

La biodiversidad es la enorme variedad de toda la vida en la Tierra. La biodiversidad puede apoyar los esfuerzos para acabar con la crisis climática. Por eso tenemos que unirnos y vivir nuestra fe defendiendo la creación de Dios. Firma hoy la petición «Planeta sano, gente sana».

Protejamos nuestra casa común.

Auspiciantes globales

pg slot baccarat online togel online idn poker sbobet bola tangkas slot slot88 sbobet88 slot deposit dana mantap168 situs judi online joker123 autowin88